Sentido Común

UNA NEWSLETTER DE DANIEL BARCELONA

Edición #1 / Abril 2021

‘Nunca he invertido antes, pero a mi alrededor me encuentro a muchas personas que me comentan que han comprado criptos o se han hecho traders. ¿Soy el único al que le da miedo invertir?’

ALBERT, BARCELONA, ESPAÑA

Querido Albert,

Encontrar tu pregunta en la primera edición de esta newsletter espero que te haya hecho ilusión, además tengo que darte las gracias porque creo que muchas personas hoy se encuentran en tu misma situación.

La inversión a menudo está mal entendida pues se mezclan conceptos que nada tienen que ver entre sí y se ensucia con opiniones de bar y cantina.
La misma vida está basada en inversiones de mayor o menor importancia que en mi experiencia están relacionadas directamente con el tiempo que dedicamos a su razonamiento.
Déjame ilustrarlo con un ejemplo para hacerlo más entendible: una de las mayores inversiones que conozco (a nivel económico, salud y psicológico) es la persona con la que decidimos compartir nuestra vida. Es posible que si todo va como hemos reflexionado tantas y tantas veces sea con diferencia la mejor inversión que tendremos jamás. O la peor si corremos el riesgo de menospreciar la gran influencia que ejercerá en nuestro éxito.

O tener una familia…
O no tenerla.

A menudo nos olvidamos de tomar el tiempo necesario para meditar sobre las decisiones de inversión más importantes de nuestra vida. Y por supuesto te voy a dar la razón: da miedo, mucho miedo. Todos lo hemos tenido a poco que nos importe… pero más miedo da no invertir en ello y arrepentirnos después en la vejez.

Así que vale la pena dilucidar qué significa inversión en nuestro caso específico y personal, pero ya te adelanto algo para que puedas ayudar a las personas que te rodean: los métodos que incluyan palabras como crypto y trader nunca serán una buena inversión a largo plazo.
Serán otra cosa, pero no inversión.

···

En vez de darte un consejo déjame explicarte qué me ha funcionado a mí: reflexión, formación, planificación, ahorro, inversión.
Reflexión para darme cuenta de que siguiendo el camino establecido nunca iba a conseguir ganar mucho dinero, formación para entender cuál iba a ser el camino en mi adultez, planificación para programar mi cabeza y no abandonar el sendero, ahorro duro para poder dar el primer paso, inversión para que el hecho de andar se convirtiera en correr y conseguir el objetivo.

Me temo que no conozco otro modo de hacerlo, y tengo que volver a darte la razón: sí, da miedo, pero más miedo da no intentarlo.

Espero que estas palabras tengan algún significado para ti y te lleven a una reflexión más profunda sobre cuál será tu siguiente inversión.

Con cariño, Daniel